Cómo elegir la mejor plantilla de PrestaShop

Cómo elegir la mejor plantilla de PrestaShop
2020-10-01 https://soy.es/blog/wp-content/uploads/2020/10/mejor-plantilla-prestashop.jpg Empezaremos diciendo algo importante: no hay una "mejor plantilla de PrestaShop", sino que hay muchas. En realidad, tantas como proyectos y tiendas existen. Aquí tienes algunas consideraciones sobre cómo elegir la mejor plantilla de PrestaShop. Cómo elegir la mejor plantilla de PrestaShop

Empezaremos diciendo algo importante: no hay una «mejor plantilla de PrestaShop», sino que hay muchas. En realidad, tantas como proyectos y tiendas existen.

Si realmente existiera un theme perfecto, que sirviese igual para un eCommerce de joyería que para un supermercado, este post sería el más corto de todos los que hemos escrito hasta ahora. Bastaría con poner su nombre, un enlace y listo.

Lo cierto es que hay mucho que decir al respecto, tanto que merece la pena entrar a valorar todos los detalles. Solo de esa manera podremos ayudarte a tomar la mejor decisión, con los datos en la mano y apoyándonos en todos los años de experiencia que tenemos haciendo tiendas online.

¿Qué debes preguntarte antes de elegir una plantilla?

Al final todo es una cuestión de prioridades y de necesidades. Tienes que conocer exactamente y de la manera más precisa qué es lo que requiere tu sitio web.

Aquí conviene que lo mires desde dos ópticas diferentes. Por una parte está la del responsable de marketing y, por otra, la del desarrollador.

Desde el punto de vista del marketing tienen que primar aspectos como el visual, las posibilidades de personalización para que se ajuste a tu imagen de marca, la integración con herramientas de marketing, usabilidad… ¿es buena para mi estrategia?

Para el desarrollador es importante tener una buena documentación y soporte por parte del creador de la plantilla, flexibilidad para poder adaptar el código, compatibilidad con la versión de PrestaShop que se va a trabajar, buen rendimiento y velocidad de carga, que se adapte bien a todos los dispositivos… ¿es buena técnicamente?

La clave en la elección de una plantilla está en saber combinar ambos aspectos. Cuanto más equilibrio haya entre marketing y desarrollo, más óptima resultará la elección. No te olvides que tiene que aportar soluciones y no ser un generador de problemas adicionales.

Aspectos a analizar para encontrar la mejor plantilla de PrestaShop (para ti)

Con todo lo comentado hasta el momento podemos extraer algunos aspectos clave.

Lo que vas a leer a continuación no es un ranking ni nada parecido porque dependerá de lo que tú necesites y priorices, pero todo lo que hemos listado son criterios muy importantes en la inmensa mayoría de los negocios y por eso los vas a encontrar aquí.

¿Quién es el desarrollador?

Las plantillas no surgen de la nada, evidentemente detrás de ellas hay un profesional o una compañía que se ha encargado de llevar ese proyecto a la luz.

Al final en esto solo hay que aplicar el sentido común y, del mismo modo que eliges con cuidado cada proveedor con el que empiezas a trabajar en tu negocio, necesitas saber lo máximo posible acerca del creador de la plantilla.

Fíjate hasta qué punto es importante este tipo de recursos, que en los principales marketplaces como Themeforest, este es uno de los aspectos más destacados en cada ficha. No dudan en crear distinciones e insignias con diferentes reconocimientos (cantidad de descargas, recomendaciones y cosas por el estilo) que les llevan a ser considerados parte de la «élite de creadores«.

Es importante tirar un poco del hilo y ver qué otros temas tienen, cómo funcionan, el feedback de la gente que ha tratado con ellos previamente, etc. Esto nos dará una idea de las profesionalidad de las personas que hay detrás.

Nivel de soporte

Aquí entramos de lleno en una de los aspectos más importantes para nuestros desarrolladores.

Por lo general, si cuentas con un experto en PrestaShop como partner o a nivel interno, siempre pueden terminar dando con cualquier problema que pueda surgir derivado del uso de la plantilla. El asunto es que eso requiere de tiempo, y cuando estamos en pleno lanzamiento y las fechas aprietan, tiempo es lo que no sobra.

Ni falta hace decir que cuando el error viene con la tienda en producción, la velocidad en resolver cualquier incidencia se puede medir en dinero.

Por eso, y esto está relacionado con el punto anterior, necesitamos un proveedor que responda en el menor tiempo posible. Antes de comprar tu plantilla de PrestaShop asegúrate que, en caso necesario, van a atenderte por teléfono, mail o chat y que lo hagan, a ser posible, en menos de 24 horas.

En algunos casos el soporte está limitado a un periodo de tiempo que, típicamente, pueden ser 6 meses, aunque también se pueden extender pasando por caja. Esto es algo que te corresponde valorar a ti, pero los primeros meses no deberían ser negociables porque es cuando pueden surgir más dudas e inconvenientes.

Tampoco infravalores el poder de soporte de otros usuarios. La comunidad PrestaShop es tremendamente activa y siempre está dispuesta a ayudar. Si una plantilla tiene muchas descargas, lógicamente, tendrá detrás a muchas personas y será fácil encontrar alguien que haya resuelto esa duda que tienes tú ahora.

Documentación

Está claro que cuantas más tiendas hayas montado en tu vida, más sencillo te resultará crear una nueva. Pero incluso los más experimentados tienen que aprender cómo funciona una plantilla nueva antes de usarla.

Realizar la personalización del diseño y las funcionalidades específicas requiere de un «manual de instrucciones». Cuanto más detallado y actualizado resulte estar, menos dolores de cabeza vamos a tener que pasar para tener la tienda lista aprovechando al 100% sus posibilidades.

Desconfía de cualquier theme o plantilla que no disponga de documentación. Esto te puede llevar a un callejón sin salida que te haga perder mucho tiempo y, en el peor de los casos, suponer un cambio de template, con el consiguiente retraso en los plazos establecidos.

Actualización

Ya sea por seguridad, por nuevas funcionalidades o por compatibilidad, es importante que tu plantilla se actualice de manera regular.

Queremos que nuestra tienda tenga siempre ese buen aspecto y funcionamiento del primer día. Nuestro proyecto es a largo plazo y necesitamos que el template evolucione con nuestra tienda para no tener que hacer un cambio profundo en poco tiempo.

Es muy recomendable que te fijes en el historial de actualizaciones: los desarrolladores que más han tocado la plantilla en el pasado suelen ser los que más lo harán también en el futuro.

Los aspectos técnicos

Puede resultar un poco aburrido desde el punto de vista del marketing, pero para el desarrollador es imprescindible tener clara la tecnología que hay detrás a nivel de PHP, JS, hojas de estilo, CSS…

Además, no todas las plantillas de PrestaShop son compatibles con todas las versiones, por eso es importante saber si la que has elegido lo es con 1.7, 1.6 o con la versión que estés utilizando (recuerda que siempre puedes actualizar tu instalación, y las mejores plantillas de PrestaShop suelen funcionar con la última versión del CMS).

Tampoco está de más que valides el código, puedes hacerlo incluso con la demo que resulta accesible públicamente. Es tan sencillo como utilizar un validador como el de W3. Simplemente vas a este enlace y pegas la url del dominio. Verás como en unos segundos te muestra un listado con los avisos que conviene revisar y los eventuales errores que hay que corregir.

Visualización en dispositivos móviles

A estas alturas todo el mundo entiende que los móviles son básicos en cualquier iniciativa digital. Da igual un medio online que una tienda, los usuarios utilizan sus teléfonos para navegar en un porcentaje que ya es superior al de los ordenadores de escritorio.

La mejor plantilla de PrestaShop será siempre mobile. En caso contrario, no se podrá considerar una plantilla completa.

Siempre, siempre, siempre animamos a leer la documentación y a experimentar por uno mismo viendo en diferentes dispositivos cómo se desenvuelve la página, interactividad, funcionalidades específicas para móviles, si técnicamente la experiencia es igual de satisfactoria en una pantalla grande como en una pequeña…

De nuevo la demo es imprescindible antes de comprar. Si quieres tomar como referencia algo más científico que las sensaciones subjetivas, puedes utilizar el validador que Google ha creado específicamente para esto. Aquí tienes el enlace.

SEO friendly

El hecho de poder instalar un plugin no convierte a una plantilla en SEO friendly. Hay algunas en el mercado que vienen de serie con determinados problemas.

Es cierto que los addons nos permiten realizar una optimización on page bastante digna en casi cualquier template, ya que podemos definir metaetiquetas, headings, añadir fragmentos enriquecidos, modificar las urls e incluso generar redirecciones cuando es preciso.

Aún así, la propia tecnología y la forma en la que está creada la plantilla nos puede causar problemas que van desde el rendimiento (las páginas lentas rankean peor) a dificultades para el rastreo y la indexación.

La extensión de Google Chrome Lighthouse te puede ser de mucha utilidad para comprobar hasta qué punto es o no SEO friendly una plantilla o una página ya en producción. El informe te dirá al momento si la página pasa más de 15 auditorías diferentes, que van del uso de los titles a la capacidad de rastreo de los enlaces. Muy completo y muy visual.

Algo tan sencillo como pasar por esta herramienta una web ya creada con esta plantilla te puede ayudar a descubrir si es la adecuada para tu PrestaShop.

Capacidad de personalización

Siempre es importante elegir un template de PrestaShop que nos dé el mayor juego posible a la hora de elegir cómo hacerla nuestra. Es muy pobre encontrarse con dos eCommerce prácticamente idénticos en los que solo cambien los productos que están a la venta.

Si eres un desarrollador necesitas una plantilla que tenga muchas posibilidades. Más que a nivel visual, es importante que te permita incorporar distintas funcionalidades. Hablamos de aspectos como:

  • El layout: diferentes maneras de organizar el contenido en cuanto a número de columnas, sidebars y demás.
  • Sistemas de filtros: cuantas más opciones tengas de filtrado y más criterios se puedan utilizar, más valor le puede aportar al cliente.
  • Integración con redes sociales: cuando decimos integración, nos referimos a mucho más que poner unos botones para compartir los posts o los productos en Twitter. Hablamos de permitir utilizar widgets avanzados para que se pueda incluir un feed de Instagram o hacer login con perfiles sociales.
  • Múltiples medios de pago: esto es cada vez más importante para los usuarios ya que quieren tener todas las opciones posibles, desde las tarjetas bancarias o PayPal, a lo último en salir (llámese Bizum o lo que sea).

Estos son solo algunos ejemplos, pero ya hemos dicho varias veces a lo largo del post que este tipo de consideraciones dependen de las necesidades específicas de cada proyecto.

Si no tienes un perfil técnico, además de todo lo comentado, también necesitas que el template te ponga fáciles los cambios estéticos para no tener que tocar una línea de código y que te puedas centrar en la parte del negocio.

Como última recomendación en este sentido también reseñaría que, a no ser que sepas exactamente lo que estás haciendo, es mejor que evites tocar el core de PrestaShop para que, en una hipotética actualización de la plantilla, estos dejen de funcionar.

Conclusión

Puede que la inversión que vas a realizar en el template de tu tienda sea, objetivamente, una de las menores de todo el proyecto. Al menos si hablamos de dinero, puesto que incluso las mejores plantillas de PrestaShop y las más populares se mueven una horquilla que no suele llegar a los 100€.

Aún así, nunca se debe despreciar lo que supone tomar esta decisión. Al fin y al cabo hablamos de mucho más que el escaparate de una tienda física.

Por seguir con la analogía, la plantilla es el escaparate, el vendedor, la atención al cliente, el datáfono y hasta el que toma nota para los pedidos a domicilio.

No conviene nunca confundir precio con valor y, en esto del eCommerce, una mala plantilla equivale a muchos problemas porque supone que hay que «tocarla», completarla en funcionalidades, añadir plugins, poner parches, etc. Puede que terminemos cambiándolo todo, con las implicaciones que eso conlleva.

Merece mucho la pena tomarse en serio este asunto, analizar bien todas las variables que hemos comentado y empezar el proyecto de una manera lo más sólida posible.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *